dulces-navideos-diabetes-tipo-2.jpg

Índice de contenido:

 

Diabetes, turrón, 12 uvas y Roscón

 

Nos encontramos en una situación extraordinaria donde la responsabilidad social es el punto clave de cada día. Por ello, celebrar las Navidades como las conocíamos hasta hace un año es una opción que debemos descartar.

Pero todavía, podemos sumergir nuestros mayores deseos en los dulces navideños, aunque es cierto que son muchas las personas diabéticas que se están acercando a preguntarme qué dulces típicos pueden comer.

 

Dulces navideños, una tradición en estas fechas

 

Hay que reconocer que, en la práctica, resulta casi imposible evitar probarlos. El principal motivo es su exquisito sabor, pero no podemos obviar el continuo bombardeo publicitario y su posicionamiento estratégico en las baldas más visibles de todos los supermercados desde hace meses.

Además, estaremos de acuerdo, en que no hay celebración navideña que se precie, en la que falten estos dulces. 

Por este motivo, tras publicar la semana pasada “Consejos para disfrutar de las comidas navideñas si tienes diabetes tipo 2”, hemos centrado este artículo en la Diabetes y los dulces típicos de estas fechas como el turrón, los mazapanes, las uvas y como no, el Roscón de Navidad.

 

 Con «Esperanza en Diabetes» mejorarás tu control glucémico Conoce cómo 

 

¿Un diabético puede comer “dulces para diabéticos” sin control?

 

La respuesta es NO.  Es cierto que no contienen elevados niveles de azúcar, pero los artesanos en su elaboración, para mantener un sabor lo más parecido posible al tradicional, deben añadir mayores cantidades tanto de grasas como de edulcorantes calóricos.

Estas modificaciones dan como resultado, dulces con bajo contenido en azúcar, pero con un número de calorías semejantes a los dulces destinados al público en general.

Otro inconveniente que destacar, son las molestias gástricas que pueden originar la ingesta elevada de los edulcorantes tipo sorbitol.

Por estos motivos, es muy importante fijarse en el etiquetado nutricional de los alimentos.

Una opción muy interesante es elaborar tus propios dulces navideños, si te gusta la repostería y tienes buena mano, ponte manos a la obra. De esta manera, te aseguras que -en su elaboración- no le han sido añadidos ni azúcares variados, ni grasas saturadas, ni grasas “trans”.

¡¡Serán más saludables porque podrás endulzarlo con Stevia o canela y las grasas que añadas pueden proceder de los frutos secos!!

 

¿Puede un diabético comer turrón?

 

Sí, siempre que conozca bien los alimentos, tome las cantidades adecuadas y mantenga el control.

Hay que recordar que los pasteles y los dulces -en general- están desaconsejados en la alimentación de un diabético, debido principalmente a su alto contenido en azúcar.

Es importante no abusar de ellos y realizarse un control glucémico postprandial (es el que se realiza aproximadamente dos horas después de comer) para comprobar el resultado obtenido tras su ingesta. Esta información te servirá de referencia en futuras celebraciones.

 

 

Una herramienta que te ayudará a mantener tu nivel de glucosa en sangre y que no se te dispare en estas celebraciones es contar los dulces navideños dentro de los hidratos totales que tienes previsto ingerir durante la comida. Que estos dulces, no sean un plus, sino parte del total de los hidratos que vas a tomar.

Para ello, debes de planificar el menú con antelación si eres el anfitrión. En caso de acudir como invitado, debes preguntar unos días antes su composición. Con esta previsión, podrás intercambiar los distintos alimentos del menú que vas a degustar, con el fin, de ajustar el número total de hidratos que vas a ingerir.

 

¿Son ciertas las etiquetas “dulces para diabéticos?

 

Antes de entrar a valorar su veracidad, veamos brevemente qué son las declaraciones nutricionales y cuáles están referidas al azúcar.

Las declaraciones nutricionales son mensajes que nos informan acerca de las propiedades nutricionales de un alimento. Estas propiedades se pueden relacionar con las calorías que aporta o con el contenido/ausencia de determinados nutrientes y sustancias. Siempre tienen un beneficio nutricional.

 

 

Bajo en azúcares, sin azúcares o sin azúcar añadido, ¿es lo mismo?

 

Si nos fijamos en las declaraciones nutricionales referidas al contenido de azúcar, nos podemos encontrar con distintas opciones que pueden inducir al error.

Es importante que todos en general, pero especialmente los diabéticos, las conozcan y las sepan diferenciar.

 

Bajo en azúcares o bajo contenido en azúcares

 

Llevan azúcares. Esta declaración nos informa que el contenido en azúcar está limitado a 5 g por cada 100 g de producto si es sólido. En cambio, si es líquido, el contenido en azúcar está limitado a 2,5 g por cada 100 ml.

 

 

Sin azúcares o 0% azúcares

 

Pueden llevar azúcares. En este caso, podemos estar seguros que la cantidad máxima por cada 100 g o 100 ml de producto no puede ser superior a 0.5 g de azúcares.

 

Sin azúcares añadidos

 

Estos productos no llevan añadidos ningún tipo de azúcar. Los azúcares que contengan son los que se encuentran en el alimento de manera natural. En el envase pondrá: “azucares naturalmente presentes”. Por ejemplo, en el turrón de Jijona, los azúcares naturalmente presentes provienen de las almendras.

 

Contenido reducido en azúcares

 

Llevan azúcares, pero hablamos una presencia en menor porcentaje.

 

¿Te parece interesante este artículo?

SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER

 

¿Quieres conocer cómo sustituir los dulces navideños según las raciones de hidratos de carbono

 

A continuación, veremos alimentos con igual número de raciones de HC y sus posibles sustituciones con el fin de introducir un control sobre los dulces en los menús de Navidad.

 

 

Toda esta información es aproximada, ya que la composición de los alimentos puede variar de unas marcas a otras. Por lo que, es imprescindible fijarse siempre en el etiquetado de los productos.

Como una imagen vale más que mil palabras, os dejo esta imagen obtenida de la página diabetesalacarta.org en la que puedes visualizar distintos dulces navideños y sus correspondientes cantidades en gramos. Todas tienen en común 2 raciones de Hidratos de carbono.

 

¿TE HA PARECIDO INTERESANTE EL ARTÍCULO?

Si tienes alguna duda o sugerencia, estaremos encantados de responderte

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *