tresiba-diabetes-portada.jpg

Índice de contenido:

 

Insulina Tresiba®: características y guía de administración

 

Tresiba® es una insulina basal de acción prolongada (que se libera de manera lenta y constante) llamada insulina degludec. Se usa para controlar altos niveles de azúcar en la sangre en adultos y niños de 1 año en adelante que padecen diabetes.

En personas con diabetes tipo 2, Tresiba® puede utilizarse en combinación con comprimidos para la diabetes o con antidiabéticos inyectables que no sean insulina.

En personas con diabetes tipo 1, Tresiba® debe utilizarse siempre en combinación con insulinas de acción rápida que se administrarán en relación con las comidas.

Se aconseja administrar esta insulina a la misma hora todos los días. Si olvida administrarse una dosis, debe usar Tresiba® tan pronto como lo recuerde. Posteriormente, puede continuar con su régimen de administración habitual con la única salvedad de asegurarse que pasen 8 horas entre una dosis y la siguiente.

 

 

Un estudio determinó que las personas con diabetes tipo 2 pueden variar el horario de su dosis diaria de Tresiba® de 8 a 40 horas sin comprometer el control de azúcar en la sangre.

Hay que recordar que Tresiba®, a diferencia de otras insulinas basales, controla los niveles de glucosa en la sangre más de 24 horas y reduce significativamente el nivel de HbA1C.

 

tresiba diabetes 15

 

Como curiosidad diremos que el dispositivo Flextouch® que utiliza Tresiba®, se caracteriza porque no tiene extensión del botón de inyección. Otros tipos de plumas prellenadas tienen un botón de inyección que se extiende cuando se marca la dosis a inyectar. Tresiba® FlexTouch® cuenta con un mecanismo propio accionado por resortes que permite que el botón de inyección se mantenga en el mismo lugar independientemente de la dosis que se marque.

 

Cómo guardar la insulina Tresiba®

 

Antes de su uso

 

Tresiba® debe guardarse en la nevera a una temperatura entre 2 °C y 8 °C. Nunca debe congelarse, y si esto ocurriera por error, deberá desecharse inmediatamente.

 

 ¿Sabes cómo mejorar tu diabetes tipo 2?
Conoce «Esperanza en Diabetes» 

 

Pluma en uso

 

Una vez en uso, Tresiba® dura 8 semanas a temperatura ambiente por debajo de los 30 °C. Pasados esos 56 días debe tirarse en el punto Sigre de su farmacia aunque aún contenga insulina. Como ventaja hay que mencionar que su duración es justamente el doble de tiempo que la pluma de Lantus®, que debe desecharse a las 4 semanas de su primer uso.

Tresiba® debe mantenerse alejado del calor (temperaturas superiores a 30º) y de la luz.

 

Diferencias entre Tresiba U-200 y Tresiba U-100

 

tresiba diabetes 16

 

Visualmente, se diferencian claramente tanto en la pluma como en la caja. El cartonaje y la etiqueta de Tresiba® 100 son de color verde claro, mientras que los de Tresiba® 200 son verde oscuro con rayas y un recuadro rojo que remarca la dosis.

Al tacto encontramos otra diferencia y es en el botón de dosis. En Tresiba® 100 es liso, mientras que el botón de dosis de Tresiba 200®, al tacto presenta dos puntos que indica dos unidades en cada incremento de dosis.

 

 

Las principales diferencias entre ambas las encontramos en su dosis máxima, las unidades por pluma, el incremento de dosis y por supuesto, la concentración

 

 

Cómo administrar la Insulina Tresiba® Flextouch® correctamente

 

Revisar la pluma de Tresiba®

 

Antes de administrarse esta insulina, se debe revisar la etiqueta. En caso de utilizar diferentes tipos de insulinas (basales o lentas y prandiales o rápidas), es necesario comprobar siempre su nombre y fecha de caducidad.

Su contenido debe ser claro y transparente. Si la insulina está turbia o contiene partículas, debe tirarse.

No compartir nunca Tresiba® con otras personas aunque se haya cambiado de aguja (riesgo de infección).

 

En cada administración hay que utilizar una aguja nueva. El uso repetido de la misma aguja provoca un achatamiento en su punta y como consecuencia, las sucesivas inyecciones provocan más dolor debido al desgarro en el tejido subcutáneo, facilitando la aparición de lipodistrofias (engrosamientos de la piel), que pueden alterar la absorción de la insulina poniendo en riesgo el control glucémico.

 

Realizar una prueba de seguridad 

 

Antes de cada inyección y como medida de seguridad, se debe realizar un purgado para comprobar el correcto funcionamiento, tanto de la pluma como de la aguja.

Para ello, giraremos el botón de dosificación hasta que aparezca el número 2.

 

Síguenos en Facebook
Cada día un nuevo tip en Esperanza en Diabetes 

 

 Seguidamente, golpearemos suavemente la parte superior de la pluma unas cuantas veces para que suban las posibles burbujas de aire. Situaremos la pluma con la aguja hacia arriba y presionaremos el botón de inyección para comprobar que sale una gota de insulina por la aguja.

En caso de que la insulina no fluya a través de la aguja, repetiremos la prueba hasta seis veces. Si el proceso no es correcto, cambiaremos esta por una nueva y repetiremos el proceso.

Aún siendo poco probable, si a pesar de todo, sigue sin salir insulina, será necesario cambiar de pluma.

 

 

Seleccionar la dosis buscada

 

Tras purgar la pluma, pondremos de nuevo el marcador de dosis a cero. Desde esta posición giraremos el selector hasta la dosis que ha prescrito el médico.

Si selecciona una dosis incorrecta, puede girar el selector de dosis hacia delante o hacia atrás hasta seleccionar la dosis correcta.

 

 

Inyectar la dosis

 

Se administra vía subcutánea en la parte superior de las piernas (muslos), la parte superior de los brazos o la zona del estómago (abdomen). Es fundamental rotar el lugar de inyección en cada administración, ya que esta acción permite al cuerpo absorber mejor la insulina, ayudando a prevenir la aparición de las lipodistrofias.

 

 

Una vez insertada la aguja, coloque su pulgar sobre el botón de inyección y presione hasta que el contador de dosis vuelva a 0.

Cuando el contador de dosis regrese a cero ( 0 ), no obtendrá la dosis completa hasta 6 segundos después. Si retira la aguja antes de este tiempo, podría ver un chorro de insulina saliendo de la punta de la aguja. Esto se debe a que no se administró la dosis completa (puede llegar a perderse hasta un 20% de la dosis). En este hipotético caso deberá controlar sus niveles de glucosa en sangre más frecuentemente, ya que puede que necesite más insulina.

Tras los 6 segundos, retire la aguja con precaución, manteniendo la aguja y la pluma rectas. En ocasiones, puede aparecer una gota de insulina en la punta de la aguja después de la inyección. Esto es normal y no afecta a la dosis.             

Coja el capuchón externo que había guardado. Le servirá para desenroscar la aguja sin peligro.

 

Recomendaciones antes de administrarse la Insulina Tresiba®

 

1. Antes de administrar la Insulina Tresiba®, es importante lavarse las manos y asegurar que la insulina empleada es la correcta, especialmente si se trata de insulinas basales y prandiales.

2. Al estrenar una nueva pluma, es importante sacarla de la nevera al menos una hora antes de su uso. El motivo es que la inyección de insulina fría es más dolorosa, por eso se debe evitar en la medida de lo posible inyectrla inmediatamente después de sacarla de la nevera.

3. Tras este primer uso, conserve la pluma a una temperatura inferior a 30 °C. El resto de las plumas que no se están empleando deben permanecer en la nevera.

 

¿Te parece interesante el contenido?

SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER

 

4. No guardar nunca la insulina en el congelador. Si por error ocurriera y la pluma se congelase, hay que desecharla.

5. Nunca guardar la pluma con la aguja puesta, ya que puede producir que se formen burbujas de aire en el cartucho, que se pierda insulina o que los cristales de insulina en suspensión puedan llegar a obstruir la aguja.

7. Lleve siempre consigo una pluma y agujas de repuesto, por si las suyas se pierden o estropean.

8. Es importante utilizar siempre una aguja nueva cada vez que utilices la pluma y no compartir nunca su pluma con ninguna otra persona, ¡son de uso exclusivo!

9. Por último, es importante no extraer la insulina de la pluma con una jeringuilla

 

Fuentes 

https://cima.aemps.es/cima/dochtml/p/112807013/P_112807013.html    https://www.novomedlink.com/content/dam/novonordisk/novomedlink/resources/generaldocuments/TresibaSpanishPALBrochure_SP_LINES.pdf       https://espanol.tresiba.com/acerca-de-tresiba/como-funciona-tresiba.html                                                                                        

 

¿TE HA PARECIDO INTERESANTE EL ARTÍCULO?

Si tienes alguna duda o sugerencia, estaremos encantados de responderte

Promedio de puntuación 5 / 5. Recuento de votos: 3

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

3 respuestas

    1. Buenas tardes Susana, las personas con diabetes tipo 2 pueden variar el horario de su dosis diaria de Tresiba® de 8 a 40 horas sin comprometer el control de azúcar en la sangre. No hay una hora mas determinante que otra, lo importante tal y como dice la ficha técnica es que sea todos los días a la misma hora a ser posible. Recordemos que tresiba controla los niveles de glucosa en la sangre más de 24 horas y reduce significativamente el nivel de HbA1C.
      Un saludo y gracias por confiar en esperanza en diabetes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *