disfuncion-sexual-mujer-diabetes-tipo-2.jpg

Índice de contenido:

 

Disfunción sexual femenina: descubre los tratamientos para mejorar los síntomas

 

Si alguien te pregunta sobre los problemas sexuales que puede originar la diabetes en la mujer, ¿qué responderías? Actualmente, existe poca información sobre la disfunción sexual femenina y menos aún, sobre cómo repercute la diabetes en ella.

Por el contrario, existe mucha información argumentada con múltiples estudios sobre la disfunción sexual en el hombre diabético.

Puede que estés atravesando una etapa de falta de deseo en tus relaciones sexuales y pienses que es debido al estrés o a la situación que vivimos actualmente. ¿Te has parado a pensar que esté ocasionada por tu diabetes? ¿Conoces qué problemas puede producirte la diabetes en tu salud sexual?

 

 

 

Causas fisiológicas de la disfunción sexual femenina

 

Como vimos en el anterior artículo sobre sexualidad y diabetes, las cinco fases del ciclo sexual son deseo, excitación, meseta, orgasmo y resolución.

Para que se inicie la respuesta sexual, debe existir un deseo inicial que sea el desencadenante del resto de fases. Se pueden mantener relaciones sin que surja ese deseo inicial, pero afecta negativamente a posteriores encuentros.

 

 

 

¿A qué se debe la disfunción sexual en una mujer diabética?

 

  • Posibles alteraciones vasculares que ocasionan una disminución del riego sanguíneo
  • Disminución de la elasticidad vaginal
  • Alteraciones en la sensibilidad a consecuencia de la neuropatía sensitiva
  • Elevados niveles de glucosa en sangre dan lugar a una disminución de la lubrificación. A nivel vaginal, se produce una deshidratación que ocasiona una mayor sequedad

 

 ¿No consigues mejorar tu control glucémico? Conoce Esperanza en Diabetes 

 

Problemas sexuales en la mujer diabética

 

El principal problema fisiológico en las relaciones sexuales en la mujer diabética es la disminución o ausencia total del deseo o libido. Su origen puede encontrarse en:

  • Lubrificación insuficiente. Este es el problema sexual más frecuente. Si disminuye la lubricación vaginal, se aumenta la irritación durante las relaciones. Esto ocasiona dolor y a su vez, disminuye tanto la libido que puede llegar incluso a producir rechazo a la hora de mantener relaciones sexuales.
  • Dificultad para alcanzar el orgasmo
  • Alteraciones de la sensibilidad a nivel vaginal, ocasionada por la neuropatía que produce una pérdida de interés para mantener relaciones.

 

 

 

  • Infecciones. La hiperglucemia es la responsable directa de que, tanto en número como en frecuencia, el número de infecciones vaginales aumente. Suelen ir acompañadas de un olor desagradable, lo que provoca en la mujer sensación de falta de limpieza, incomodad y puede derivar en un rechazo de las relaciones sexuales.
  • Vaginismo. Son contracciones vaginales dolorosas provocadas por el aumento de la sensibilidad. Su origen está ocasionada a su vez por la neuropatía y la falta de lubricación.
  • Hipoglucemia. Hay mujeres que a la hora de mantener relaciones sexuales les preocupa sufrir una hipoglucemia. Por lo que, no confían en la respuesta de su pareja o incluso, dudan que sea capaz de diferenciar los signos de excitación con los de la bajada de glucosa. Ante este miedo, hay mujeres que evitan las relaciones. Otras, toman hidratos sencillos de rápida absorción antes de la relación entrando en hiperglucemia.

 

Tratamientos para mejorar y prevenir la disfunción sexual femenina

 

Tratamiento de la disfunción sexual en mujeres diabéticas

 

El tratamiento es variable a causa de los diferentes síntomas que acompañan a estos problemas sexuales.

 

 

En la mayoría de los casos, se aborda con un tratamiento combinado que actúa frente a problemas físicos, emocionales y de relación.

Esto se debe a que, en la sexualidad femenina, a diferencia de la masculina, el componente físico no es tan importante. Los factores psicológicos surgidos a raíz por ejemplo de adaptar la diabetes a su vida pueden provocarle sentimientos de inseguridad y frustración que disminuyan su autoestima y afecten a su vida sexual.

Por eso, es muy importante trabajar en ambos niveles para encontrar solución al problema.

 

Tratamiento enfocado a problemas emocionales

 

El primer paso para conseguir una relación sexual saludable es la comunicación con la pareja, expresando sentimientos y necesidades, promoviendo la cercanía de la pareja en el plano emocional que ayudará posteriormente en la relación física.

 

 

Cuando acudas a tu médico o al ginecólogo, no olvides comentarle todas tus preocupaciones, ya que son los especialistas que mejor pueden orientarte.

No sientas pudor a la hora de preguntar cualquier duda, como haces cuando acudes a cualquier otro médico, a fin de cuentas, es un problema de salud.

 

Tratamiento médico

 

  • Estrógenos. Su función es mejorar la musculatura y elasticidad del músculo pélvico alrededor de la vagina. Se consigue aumentar el flujo sanguíneo en la zona y mejora la lubricación. Tienen una eficacia limitada y tal cantidad de riesgos pueden requerir un control estrecho por parte del médico.
  • Tibolona. Es un medicamento que por los riesgos de sufrir cáncer de mama y accidentes cerebrovasculares apenas se utiliza.
  • Antidepresivos (bupropión, paroxetina y venlafaxina) con resultados limitados
  • Inhibidores de 5 fosfodiesterasa. Son fármacos muy utilizados gracias a su efectividad en la disfunción eréctil de los hombres, pero en la mujer son poco eficaces.

 

 

 

  • Uso de lubricante vaginal, en caso de sequedad vaginal o dolor durante las relaciones

 

Controla tus niveles de glucosa con una vida saludable

 

  • Alimentación, donde predomine la verdura, las legumbres y los cereales integrales, sobre la carne
  • Practicar ejercicio físico con regularidad, te verás mejor y subirá tu estado de ánimo gracias a la liberación de endorfinas
  • Mantener un peso corporal adecuado
  • Limitar el alcohol y suprimir el tabaco
  • Disminuir el nivel de estrés

 

Relación bidireccional entre tu diabetes y salud sexual

 

Si consigues un buen control de tu diabetes, mejoras tu salud sexual. Hasta aquí nada nuevo, pero ¿y si te digo que al mejorar tu vida sexual mejorará tu diabetes?

 

 

Algunos de los motivos para las mejoras, las encontramos en:

  • Se alcanza una mejora de la circulación sanguínea
  • Se liberan tensiones
  • Se produce una mayor calidad de sueño y con ello, se descansa más y mejor
  • Al aumentar tu autoconfianza, te sientes capacitada para controlar tu glucemia

Sabiendo que, si mejoras el control de tu diabetes, tendrás una vida sexual plena a nivel físico y emocional.  ¿A quién le interesa más que a ti, controlar tu diabetes?

¿Te parece interesante este artículo?

SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER

 

¿TE HA PARECIDO INTERESANTE EL ARTÍCULO?

Si tienes alguna duda o sugerencia, estaremos encantados de responderte

Promedio de puntuación 4 / 5. Recuento de votos: 1

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *